Fruto de las décadas de trabajo de grandes maestros de la tierra, nace la tradición artesana de Osuna, que posee una gran historia. La FORJA o RESINA son una buena muestra de estos saberes populares. La CERÁMICA se fundamenta en elementos decorativos de los azulejos sevillanos del s. XVIII, adornando patios y claustros de conventos o monasterios. También se elaboran hermosas vasijas, platos, cantimploras, aceiteras o alcuzas. Osuna además cuenta con un taller de CORDOBÁN Y GUADAMECÍ, en el que se trabaja el repujado del cuero.